Tendencias Dietéticas Gastronómicas CLÍNICA ESTÉTICA VICARIO

Tendencias Dietéticas Gastronómicas Saludables

Una de las corrientes que se mueve el panorama gastronómico y la industria alimenticia es la preocupación por llevar una vida más sana, por saber precisamente qué comemos y de qué forma nutrirnos de forma saludable. Esto ha puesto un tanto de tendencia dietas como la flexitariana, vegetariana y vegana, mas aún hasta llegar a preguntarnos:

¿deben los productos vegetales imitar a los platos de forma tradicional elaborados con ingredientes animales?

Diferentes marcas apuestan por conquistar hasta a los más carnívoros. Hemos probado sus productos para revisar si cumplen las esperanzas.

 


Alguna vez creo que os he comentado que entiendo perfectamente a las personas más carnívoras, ya que difícilmente llegarían a abandonarla para siempre . Yo procuro que haya pluralidad en mi dieta y he logrado disfrutar de las verduras, cereales y legumbres de muchas formas diferentes. Ya que los productos como pretenden ofrecer opciones alternativas veganas imitando comestibles elaborados con carne, exactamente buscando conquistar al consumidor no vegetariano. Y lo logran, no lo dudes vale la pena por lo menos probarlos!!

Elaborados vegetales para reducir el consumo de carnes

 

En el mercado francés, con la pretensión no solo de atraer al consumidor vegetariano sino más bien de llegar a los que comen de todo. Es la primera cosa que llama la atención en sus campañas de promoción, el énfasis en la necesidad reducir el consumo de carne tanto por motivos de salud como por una cuestión de sostenibilidad con el medioambiente.


La compañía nos recuerda que la OMS aconseja reducir la ingesta de productos animales, sobre todo de carne, en tanto que la dieta occidental acostumbra a abusar de las proteínas animales en menoscabo de verduras, legumbres y cereales integrales. Además de esto destacan otro hecho, motivo frecuente que lleva a muchos vegetarianos y veganos a mudar sus hábitos, que la ganadería y la industria cárnica consumen considerablemente más recursos naturles y contaminan más que una agricultura más basada en lo local.

Partiendo de esta base, lo que nos plantean es una nueva pluralidad de productos plenamente vegetales cuya primordial característica es que imitan el formato, apariencia y sabor de los elaborados de carne más frecuentes, como hamburguesas o bien filetes rebozados.

No se trata por consiguiente de sumarse a la gama de comestibles para vegetarianos sino más bien de persuadir a los más carnívoros a fin de que reduzcan su consumo de animales, aparentemente sin echar de menos la carne.

Para esto emplean sistemas de producción  que lograr una textura muy afín a la de la carne, que además de esto requiere poco tiempo de cocción y deja la congelación en casa. Se presentan como una opción alternativa más saludable familiar para compensar la ingesta de proteínas, utilizando como base la soja y el trigo.

No son los mas apropiados por ende productos capaces para celíacos mas sí para veganos y también intolerantes a la lactosa, si bien no se apunta como tal en tanto que pueden contener trazas de huevo, pescado o bien leche.

Elaborados vegetales para reducir el consumo de aves y carne magra

Imitando los habituales preparados precocinados de pollo y cerdo, las escalopas y palitos de pollo se presentan en una ración de 2 y seis unidades, respectivamente. Los ingredientes son casi exactamente los mismos, si bien el contenido nutricional es algo diferente, y solo los palitos de pollo se apuntan como “sin conservantes”.

 

Se trata de compuestos de proteínas, harina y fibras de soja, aceite de girasol, gluten y harina de trigo, pan rallado, aromas vegetales, cebolla, espesantes y sal.
Al abrirlo el olor del paquete que se desprende es muy parecido al de unos San Jacobos congelados, y tienen un aspecto muy similar a cualquier otro precocinado de esta clase, con un rebozado uniforme. Para cocinarlos solo hay que dorarlos en la sartén con poco aceite a lo largo de dos minutos por cada lado, y el rebozado queda crepitante y bien dorado sin inconvenientes, si bien se aparta un tanto más del interior en el caso de los palitos de pollo.

 

Tiras de soja y trigo que imitan al pollo

Es el producto tal vez más atractivo pues no imita ningún preparado cárnico específico, ni cuenta con rebozado. Si bien se llaman tiras tienen una forma algo irregular, tal y como si cortásemos con el cuchillo una pechuga de pollo, y creo que de esta forma el resultado es más “natural” que si fuesen porciones demasiado perfectas. La idea es imitar la carne de ave que acostumbramos a emplear para rellenar fajitas, burritos o bien para coronar ensaladas. Como Nuggets

Se cocina salteando las tiras en la sartén con aceite unos cinco minutos, intentando que queden bien doradas para lograr mejor sabor y textura, si bien nuevamente quedan un tanto secas por sí mismas. Salteadas con arroz y unas verduras, bien condimentadas, quedan bastante bien.

Resalta que son el producto con menos calorías y más proteínas de toda la gama.

Hamburguesas

 

Los ingredientes son similares, nuevamente con el contenido proteico a base de soja y trigo, si bien en una proporción diferente y con aromas y otros añadidos de sabor diferentes, como aroma de humo o bien malta de cebada. Hay que cocinarlas a temperatura moderada en tanto que he apreciado que se pueden abrasar con sencillez, y se reseca demasiado la parte externa si las hacemos a la plancha, con lo que es mejor acompañarlas de alguna salsa.

En conclusión después de haber probado múltiples preparados vegetarianos de diferentes marcas, en forma de albondigas, hamburguesas o salchichas hace tiempo que prefiero hacer mis recetas pero me gustan como alternativa y algo más sanas. También a quienes abusan de esta clase de productos cárnicos, para animarlos a buscar otras fuentes de proteínas que no deban ser siempre animales.

En el intento por imitar la carne creo que el resultado está bien logrado, con una textura que se acerca bastante a lo que uno puede esperar de estos preparados, y un sabor bueno que hasta los más carnívoros agradecen. Pero que nadie se confunda, nunca van a poder saber igual que unos palitos de pollo o bien una hamburguesa de ternera.

A mi modo de ver, estos comestibles cumplen su objetivo de captar la atención de quienes procuren llevar una dieta más flexitariana, reduciendo su consumo de productos animales, y puede ser una puerta de entrada a amoldar el paladar a quienes estén poco habituados a introducir ingredientes vegetales en su dieta.

Personalmente no soy la consumidora ideal; me agrada que las verduras y las legumbres que cocino sostengan una parte de su esencia, no necesito una imitación cárnica para gozar de proteínas vegetales.

En este sentido, me pregunto si no hay una cierta obsesión por crear “alternativas vegetales” que imitan demasiado a la carne. Una cosa es preparar recetas de verduras y legumbres en forma de hamburguesa o bien de albóndigas –  son técnicas de cocinado, no tienen razón al copiar el sabor o bien la textura de la ternera o bien el pollo – y otra fijarse como objetivo que recuerden a la carne o bien el pescado.

Mucho me temo que al final los amantes de la carne jamás van a quedar plenamente satisfechos si lo que procuran son exactamente las mismas sensaciones que con un filete.

Reconozco sus que tienen sus ventajas, pero tampoco hay que abusar ni olvidar que un buen plato de verduras, legumbres o bien cereales debe poder gozarse por sí solo. Y si podemos habituar a los pequeños desde pequeños a querer los comestibles vegetales antes que se enganchen a preparados como los palitos de pollo, mucho mejor.

Pero sin duda alguna hay que probarlos y tenerlos mas que como un sustituto quizás mas como una alternativa para combinar y muy cómoda a la hora de comer en el trabajo, o cuando vas con prisas… O como Tentempié!!

 

4 ‘falsos saludables’ en el supermercado

En cada elección sobre qué metemos en nuestro carro,

luchamos contra todos los reclamos posibles que el marketing ha podido idear

0/5 (0 Reviews)
Content Protection by DMCA.com

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies