Madrid CLÍNICA ESTÉTICA VICARIO | CLÍNICA ESTÉTICA VICARIO

MADRID

Independientemente de la posible existencia de un la capital de España romano, las primeras noticias que se tienen de la capital de España se remontan a la temporada musulmana.

Historia de la capital española, Edificio de Correos
Viejo edificio de Correos y Telégrafos
Puerta de Alcalá
La Puerta de Alcalá
Historia de la capital española actual
la capital de España en el siglo veintiuno
El emir Muhammad I (ochocientos cincuenta y dos-ochocientos ochenta y seis) mandó edificar una fortaleza en la ribera del Manzanares, famosa en los textos árabes como Mayrit, (Magerit en su forma castellanizada).

La fortaleza fue construida en el sitio que el día de hoy ocupa el Palacio Real con el propósito de observar los pasos de la sierra de Guadarrama y ser punto de inicio de razzias contra los reinos cristianos del norte.

El significado de Mayrit no está claro, si bien semeja ser el híbrido de 2 topónimos: uno mozárabe, matrice, que significa “fuente”, y otro árabe, majrà, que significa “cauce” o bien lecho de un río. Los dos mencionan a la exuberancia de riachuelos y aguas subterráneas del sitio.

Esta fortaleza fue ocupada provisionalmente en el año novecientos treinta y dos por Ramiro II y más tarde Alfonso VI la incluyó entre los territorios ganados a al-Andalus. En torno al viejo circuito fortificado debió medrar la capital española favorecida por las medidas repobladoras de los monarcas entre aquéllas que resalta la concesión del fuero en mil doscientos dos.

En mil trescientos treinta y nueve y mil trescientos cuarenta Alfonso XI reunió cortes en la capital de España como lo hizo Enrique III a lo largo de su reinado.

Los auténticos inicios de la capital española
No obstante, la capital de España no cobró auténtica relevancia hasta el momento en que Felipe II trasladó allá la corte en mil quinientos sesenta y uno. Al establecerse la corte se hizo patente la necesidad de reformas urbanísticas y pronto brotaron alfoces fuera del circuito medieval.

Mientras que aumentaba la superficie urbana medraba el número de habitantes, pasando de cuatro mil sesenta en el año mil quinientos treinta a treinta y siete y quinientos en el año mil quinientos noventa y cuatro. En el mes de abril de mil seiscientos treinta y siete en la corte había mil trescientos pobres “lícitos y también impedidos” y tres mil trescientos que solicitaban dádiva, la mayoría extranjeros, viejos peregrinos de la ciudad de Santiago y ex- soldados. Estos formaban, así como los zorrillos y granujas, la base de la pirámide social. El descontento, por motivos de la carencia de pan o bien el levanta de costos, era explotado por los partidos para estimular motines (Motín de los Gatos de la villa de Madrid).

La instalación de la corte y de los organismos centrales político administrativos en la capital de España hizo que se transformara en foco primordial de la vida artística y literaria de España, lo que atrajo a multitud de artistas españoles y extranjeros. Las construcciones más señaladas del la capital española de los Austrias fueron, aparte de ciertas iglesias, la Plaza Mayor, la prisión de la corte y el Municipio.

El siglo XVIII se abrió con la Guerra de Sucesión a la corona de Carlos II, en la que la villa de Madrid se vio implicada. Desde mil setecientos seis la villa de Madrid continuó leal a los Borbones y, en compensación, los monarcas hicieron de ella la capital de un estado centralizado con todas y cada una los beneficios que ello suponía. Urbanísticamente, el la capital española de los Borbones ensayó notables mejoras.

A lo largo del reinado de Felipe V se edificó el Puente de Toledo y se comenzó la construcción del Palacio Real (mil setecientos treinta y siete) que debía substituir al alcázar, incendiado en mil setecientos treinta y cuatro. Fernando VI y de forma especial Carlos III, pusieron gran empeño en las obras de saneamiento y embellecimiento de la ciudad: embaldosado, limpieza de las calles, iluminado público, vigilancia nocturna, etcétera Carlos IV siguió con las reformas mas en menor escala.

Aparte de convertir su fisonomía externa la urbe asimismo varió de contenido social perdiendo su tono estridente y multiforme y desarrollando capas liberales y artesanas. Pese a esto las clases populares siguieron expuestas a crisis alimentarias periódicas y su indignación siguió siendo explotada por oscuros complots políticos, como el Motín de Esquilache (mil setecientos sesenta y seis) y el Motín de Aranjuez (mil ochocientos ocho). Poco después estas clases lucharían en las calles de la capital española contra los franceses en la jornada del dos de mayo.

Los sacrificios efectuados por los Borbones para impulsar el desarrollo económico, urbanístico y cultural de la urbe se vieron truncados a consecuencia de las guerras napoleónicas. la capital española no recobró su ritmo hasta la tercera década del siglo XIX.

Entre mil ochocientos cuarenta y mil ochocientos cincuenta, muchos de los viejos conventos y fincas eclesiásticas adquiridos por mercaderes, profesionales liberales, terratenientes y financieros con la desamortización eclesiástica iniciada por Mendizábal, fueron destruidos y en su sitio se construyeron distritos enteros. Pese a esto, el circuito urbano era casi exactamente el mismo de la temporada de los Austrias.

El desarrollo demográfico de la capital de España no se debió como en otras urbes al proceso de industrialización (la mayor parte de las compañías industriales a inicios del siglo veinte eran de carácter tradicional para satisfacer la demanda local). Desde mil novecientos veinte hubo un aumento demográfico notable debido a la inmigración. En mil novecientos treinta, el cuarenta y 6 con nueve por ciento de los residentes habían natural de otras provincias.

Tras la Segunda Guerra Mundial, la capital, aparte de ser un esencial centro de consumo, empezó un proceso de modernización en el que se crearon grandes empresas y empezaron a desarrollarse industrias químico-farmacéuticas, metalúrgicas y electromecánicas.

Hoy en día la provincia de la capital de España supera los 6 millones de habitantes y es una de las urbes más esenciales de Europa.

0/5 (0 Reviews)
0/5 (0 Reviews)
Content Protection by DMCA.com

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies